Los grandes beneficios de tomar Té





El té es una de las bebidas más consumidas alrededor del mundo, además de ser también una de las más saludables. En algunas partes del mundo incluso se encuentra rodeado de rituales sagrados especiales. Además, puede ser bebido de diversas formas, frío, caliente o acompañado de otras plantas medicinales. Hoy queremos centrarnos en sus propiedades y contarte todo lo que puedes obtener del mismo, presta mucha atención!

Lo primero que queremos mencionar es que el té apenas nos aporta calorías, por lo que es un aliado a la hora de combatir el sobrepeso y suele incluirse en las dietas de adelgazamiento. Uno de los que queremos recomendarte es el té verde, también uno de los más populares. El mismo se destaca por sus propiedades diuréticas, por lo que es muy útil contra la retenci[on de líquidos y para quemar grasas rápidamente. Este tipo de té contiene polifenoles, los cuales son muy buenos para el hígado y contribuyen a elevar los niveles de colesterol bueno o HDL y reducir el malo o LDL.

Otra de sus propiedades es que mejora la digestión y activa el funcionamiento del tránsito intestinal como el, esta también es una propiedad del té blanco. Además, nos ayuda a mantener nuestro cuerpo hidratado. En el caso del té negro, verde y blanco, estos protegen al cuerpo de posibles afecciones que nos amenacen en el exterior, ya que son fuentes de flavonoides, los cuales son antioxidantes y al mismo tiempo tienes propiedades anticancerígenas. Como vemos el té es una bebida que haremos bien en comenzar a incluir en nuestra dieta diaria, ¡tiene muchísimo para ofrecernos!

Las hojas de té contienen una mezcla de sustancias, entre ellas, compuestos antioxidantes conocidos como polifenoles que podrían ofrecer algo de protección contra lo siguiente:

Cáncer. El té verde podría ayudar a evitar el cáncer gástrico, pancreático, de vejiga y de ovario. Las investigaciones indican que la razón sería por las catequinas, o polifenoles que parecen tener propiedades para combatir el cáncer y promover la salud. El té verde, en especial, es rico en catequinas.

Enfermedad cardiovascular. El té verde podría disminuir el colesterol y los triglicéridos. Se ha vinculado al té negro y al verde con menos riesgo para ataque cardíaco y accidente cerebrovascular.

Caries. El té verde destruye a las bacterias que pueden contribuir a las caries. Además, ayuda a evitar la formación de la placa dental.

Enfermedad de Parkinson. La cafeína presente en el té ayudaría a evitar la enfermedad de Parkinson o a hacer más lento su desarrollo, posiblemente porque aumenta la agilidad mental o la capacidad de la sustancia química cerebral conocida como dopamina.

Las personas que no beben té quizás deseen tomar una taza por los posibles beneficios para la salud. El té puede prepararse con una bolsa o con hojas. Si opta por el té en botella o lata, tenga cuidado con la cantidad de azúcar y el alto contenido calórico de esos.

Beneficios del té

Independientemente del método de transformación usado, el té elaborado no sólo tiene buen sabor, sino que puede tener muchos beneficios para la salud.

El té:

  1. Contiene antioxidantes. Los antioxidantes pueden ayudar a retrasar el proceso de envejecimiento y ayudan a regenerar y reparar las células. Muchos estudios sugieren que los antioxidantes también ayudan a nuestro cuerpo a prevenir el cáncer.
  2. Puede reducir los niveles de la hormona del estrés. El té negro puede reducir los efectos de los acontecimientos estresantes reduciendo en el cuerpo la cantidad de hormonas estresante llamada cortisol.
  3. Combate las caries y reduce la placa. Los compuestos en el té son capaces de matar o reprimir el crecimiento y la producción de ácido de las bacterias que causan caries en la boca.
  4. Lo mantiene hidratado. Cada taza de té que bebe, sobre todo las variedades que tiene poca o ninguna cafeína, cuenta como una taza de agua con la ventaja adicional de que también le proporcionará antioxidantes.
  5. Previene la formación de peligrosos coágulos de sangre que a menudo son la causa de los accidentes cerebrovasculares y ataques cardíacos.
  6. Puede ayudarle a disminuir la presión arterial. Beber té verde cada día puede reducirle el riesgo de hipertensión hasta en un 50%.
  7. Le ayuda en la digestión de su cuerpo. El té ha sido utilizado durante miles de años como un digestivo después de la comida. También le puede ayudar a aliviar los calambres en el estómago.
  8. Le puede ayudar a prevenir la diabetes. Hay algunas pruebas que sugieren que el té verde podría ayudar a reducir el riesgo de contraer diabetes tipo 2.
  9. Le puede ayudar a vencer las bacterias. Un estudio egipcio sobre los efectos del té verde sobre los antibióticos dice que el té sirve para aumentar los efectos de las drogas para matar las bacterias.
  10. Le ayuda su sistema inmunológico. Un estudio comparando los niveles de actividad inmune de los bebedores de café frente a los bebedores de té encontró que los bebedores de té tienen niveles inmunológicos hasta cinco veces superiores.

El té rojo pasó de ser un reducto de los degustadores del té para convertirse en el preferido de quienes deben bajar muchos kilos de peso, ya que una de las principales propiedades que tiene es la de quemar grasas. Esto es posible ya que el té rojo, hace que el organismo se acelere, pudiendo de esta manera lograr que se comiencen a liberar las toxinas.

Estudio químico del té

Los principales principios activos que entran en la composición del té son los siguientes:

  • Agua y sales minerales: Las hojas contienen entre un 5 y un 6% de agua y entre un 4 y un 7% de sales minerales, en especial potasio y manganeso.
  • Acidos orgánicos: Otros compuestos minoritarios que también pueden encontrarse en el té son ácidos orgánicos como málico, succínico, oxálico y galoquínico, incluso un pequeño porcentaje de lípidos.
  • Compuestos glucídicos: El té contiene inositol, azúcares reductores, gomas y pectinas.
  • Polifenoles: El té se destaca por su contenido en compuestos polifenólicos (3%) que son los responsables de su actividad terapéutica y de su poder antioxidante. Los polifenoles disminuyen con la edad de la planta y con la época de recolección, para plantas de la misma edad, es menor en primavera y mayor en agosto y septiembre. Entre otros beneficios, los polifenoles del té serían buenos para el cerebro, retrasando la aparición de enfermedades degenerativas como el Alzheimer.Los polifenoles del té son de tres tipos: flavonoides, catequinas o catecoles y taninos:
    1.- Flavonoides: Entre los flavonoides del té, los más importantes son el kemferol, quercetol (quercitina) y miricetol. Además de aportar propiedades antioxidantes, los flavonoides del té protegen de enfermedades cardiovasculares.

    2.- Catequinas: Los catecoles o catequinas son más abundantes en el te verde, que en el té negro y en la planta fresca. Los más activos son el catecol, epicatecol y sus ésteres con ácido gálico. Las catequinas del té son las responsables de sus efectos anticancerígenos.
    3.- Taninos: El té también contiene taninos catéquicos condensados (8-25%). Los taninos se relacionan con las propiedades astringentes del té, útiles tanto para tratar la diarrea, como para por ejemplo, cicatrizar heridas. Sin embargo, dado que interfieren en la absorción de hierro, en ocasiones pueden agravar cuadros de anemia.
  • Aceite esencial de té: Tiene una pequeña cantidad de aceite esencial (0.007-0.014% en las hojas frescas), menor que la del té negro, dado que se forma en el proceso de fermentación de las hojas.El aceite esencial de té contiene hexenol, y pequeñas cantidades de aldehidos, butiraldehido e isobuteraldehido, así como alcoholes fenólicos, geraniol, linalol y citral.
  • Alcaloides: Los alcaloides del té (2-4%) quizás sean los componentes más conocidos. Se trata de derivados de la purina, conocidos más comúnmente como ‘bases xánticas’, las más abundantes son la cafeína y la teofilina.En la planta fresca, la cafeína se encuentra combinada con los ácidos orgánicos formando un compuesto conocido como ‘tanoide’. Por tal razón, el té negro tiene una acción más estimulante sobre el sistema nervioso, que el te verde, puesto que durante el proceso de fermentación se rompe este tanoide dejando libre la cafeína.
  • Vitaminas y enzimas: Por último, el té contiene además, vitaminas y enzimas.

Acción farmacológica e interacciones del te verde

La variada composición del té sería responsable de los siguientes efectos terapéuticos:

  • Elimina los radicales libres del organismo: Es un potente antioxidante gracias a las catequinas que contiene. Algunos estudios demuestran que sus polifenoles son incluso más efectivos que la vitamina C o E.Tal es así, que puedes beneficiarte con una dieta antioxidante, en la que podrás incluir apetitosas recetas con té verde y que además, te puede ayudar a perder peso. Por otra parte, si incorporas a la dieta un batido de te verde y frutas, aprovecharás al máximo, el poder antioxidante de este té.
  • Es anticancerígeno: Algunos estudios han demostrado que ayuda a prevenir diversos tipos de cáncer. Por ejemplo:
    – Reduce hasta un 46% el riesgo de padecer cáncer de ovario.
    – Un estudio señala que su extracto podría prevenir el cáncer colorrectal.
    – Otra investigación alienta su consumo contra el cáncer oral.
    – Por otra parte, el té verde sería un excelente protector del hígado.
    – Además, un estudio japonés recomienda tomar 5 tazas de te verde al día para prevenir el cáncer de próstata
  • Es estimulante del sistema nervioso: Contiene bases xánticas, en especial cafeína, que actúan como estimulante del sistema nervioso. En particular, estimula los centros respiratorios y vasomotores que se encuentran a nivel del bulbo. De tal modo, el te verde es un estimulante suave, ideal contra la fatiga.
  • Es un diurético natural: Posee acción diurética, estimulando la eliminación de toxinas del organismo, al evitar la retención de líquidos. Podrás aprovechar esta propiedad, si incluyes por ejemplo, un batido de te verde y melón en tu dieta diaria.
  • Tiene acción broncodilatadora: Tal es así, que puede contrarrestar los síntomas de un ataque de asma. Además, podría prevenir la aparición de cáncer de pulmón.
  • Es un potente astringente: Por esta propiedad puede ser empleado como antidiarreico, pero también en innumerables recetas de belleza, como este tónico facial limpiador o este champú casero para el pelo graso.
  • Es hipolipemiante: Es capaz de reducir los niveles de colesterol LDL y de triglicéridos plasmáticos, al tiempo que eleva los niveles de colesterol HDL o colesterol bueno. Puedes aprovechar sus propiedades contra el colesterol malo, bebiendo habitualmente una infusión de te verde. Además, por sus propiedades antioxidantes, previene cardiopatías, ya que al evitar la oxidación del colesterol, tiene un efecto antiaterosclerótico.
  • Reduce la formación de trombos: Por su contenido en vitamina P, posee una eficacia similar a la de la aspirina para reducir la formación anormal de coágulos sanguíneos, causantes de ataques cardíacos y anginas de pecho. Tal es así, que un estudio ha demostrado que el consumo de su extracto sería muy beneficioso para la salud cardíaca.
  • Disminuye los niveles de azúcar en sangre: Si bien no existen estudios concluyentes que confirmen un efecto directamente hipoglucemiante, sí en cambio, existe una investigación en relación a losefectos que una de sus catequinas tendría sobre los síntomas de la diabetes 1.
  • Tiene ligeros efectos antibióticos, Actúa frente a ciertas bacterias como los estafilococos y algunos virus, como así también en casos de HIV. Además, previene la formación de caries.

FUENTE: buenasalud




COMENTA LA NOTICIA